¿Rabietas de mi gato?

Tengo dos gatos que son el día y la noche pese a ser hermanos y de la misma camada. Uno es muy tranquilo, muy asustadizo y un poco independiente, el otro es prácticamente un perro, es pura energía y no para de jugar. Ambos dos están castrados.
Mi pregunta va sobre el segundo, el inquieto. Algunas mañanas cuando me levanto se pone a correr de un lado para otro, salta sobre las paredes, da volteretas en el aire, chilla con un sonido a veces muy fuerte y corre mucho. Luego se tranquiliza. Hay veces que pienso que es un gato que necesita la calle, que necesita libertad y me siento mal por que no salen de casa. Dicen que un gato castrado no puede estar en la calle porque otros gatos lo notarían y los atacarían.
No se qué hacer. ¿Es eso normal?
1

1 Respuesta

45.575 pts. Gatos, gatos, gatos
No te preocupes, es perfectamente normal. De hecho, mis dos gatas tienen una polaridad similar a la que comentas. El hecho de que los tuyos sean hermanos no significa que deban ser similares (igual que los humanos, vaya).
La castración suele ser un punto tranquilizador, pero sólo en cuanto al celo se refiere. Su comportamiento basal no se ve afectado, así que en ese sentido no debemos esperar cambios sustanciales.
Ten en cuenta que, por lo que explicas, esas carreras y brincos "cuando te levantas" son también una señal de su alegría por verte. Lo hacen muchos gatos, especialmente cuando son jovencitos. No hay nada extraño en ello. Es posible que también lo haga cuando vuelves a casa tras una jornada fuera.
¿Qué necesita libertad? Bueno, todo el mundo la necesita, pero no te sientas mal por tener a tus gatos en casa. Ellos se acostumbran a todo. Creo sinceramente que sacrifican su albedrío a cambio de una familia y un hogar, no te quepa duda. Eso sí, no dudes de que ellos son los verdaderos propietarios. La casa es "suya", es su espacio. Tú, como mucho, eres quien paga la hipoteca... Están a gusto, no te preocupes.
Los gatos castrados sí pueden estar en la calle, no pasa absolutamente nada. De hecho, no vagabundearán en busca de pareja y siempre volverán a casa. Otros gatos pueden atacarle, por supuesto, pero por razones de territorialidad, no por estar castrados. No obstante, y en función de donde vivas, hay que tener muchas precauciones a la hora de dejar sueltos a los gatos, ya que hay otros factores que pueden amenazar su seguridad (tráfico, perros, piscinas, etc...). Sinceramente, en casa es donde mejor están.
El único consejo que te daría para tu gato "hiperactivo"es que le dediques tiempo. Juega con él, persíguele, que te persiga, que salte, juega con él al escondite. Cámbiales el pienso de vez en cuando para que se entretengan buscándolo. Será el mejor modo en que él entenderá que le quieres. Si es muy bruto con sus uñas o dientes, para interactuar con él utiliza, en vez de tus manos, algún juguete o algún chisme. Es importante que le dediques un poco de tiempo para que no sienta cierta desatención. Es buena idea también dejarle dormir contigo alguna siesta en el sofá, o similar. Después del juego, es cuando se relajará y dejará que le mimes, le masajees, y te regalará uno de esos ronroneos tan especiales. Por supuesto, lo mismo para el otro gato en la medida que él quiera...
Suerte!
Hola. Gracias por tu respuesta.
La verdad es que el gato me adora, siente auténtica pasión por mi. Amigos que tienen gato se asombran de que un gato se pueda comportar así. Me sigue a todas partes, no puede estar mucho tiempo solo y juega constantemente, tanto que al hermano lo tiene frito. Dormimos la siesta juntos, él se hace un ovillo junto a mi pecho y apoya la cabeza en mi hombro. Por la noche es imposible porque no para quieto y salta sobre mi. Lo he intentado varias veces pero no puedo.
He oído muchas veces sobre gente que juega con ellos al escondite, lo he intentado pero no se inmutan. También he intentado que jueguen a traerme la pelota como dicen algunos, y tampoco. Sí juegan con el puntero láser y con una caña y un peluche colgando. Salvo eso poco más, el resto juegan ellos solos. La verdad es que no se muy bien como jugar con ellos. ¿Alguna sugerencia?
Por otra parte, con el hiperactivo juego a tirarle del pelo, morderle, darle volteretas, tirarle de las orejas... se que parece increíble en un gato, pero supongo que le gusta porque en vez de irse se frota con mi mano como queriendo más. Él muerde pero muy suave (el hermano le tiene enseñado a no hacerlo fuerte) y controla el no hacerme daño. ¿Es eso bueno?
Y una última pregunta. Dicen que los gatos mueven el rabo hacia los lados cuando están enfadados o molestos. El hiperactivo lo mueve así cuando está jugando, ya sea con su hermano, conmigo o con juguetes, así que no le veo mucho sentido a esa afirmación...
Gracias.
Sí, haces bien. Una siesta con el gato es algo aceptable, pero no dejes que duerma en tu cama. Luego no habrá quien le saque de ahí, y evidentemente se trata de un sitio privado tuyo, y no suyo. Eso debe aprender a respetarlo.
¿Jugar con ellos? Pues no hay reglas preconcebidas. Has de descubrir qué le gusta hacer. Mis gatas no juegan al escondite conmigo: directamente pasan de mí. Pero sin embargo a una le encanta que le dé la vuelta panza arriba y la "putee" haciéndole cosquillas en la barriga. La otra, en cambio, no soporta eso pero se vuelve loquita con los muñequitos que llevan un cascabel. A una le encanta que le de una sesión de peluquería y peinado, y en cambio la otra no me deja ni coger el peine, pero gusta de escalar desde mis tobillos hasta mi hombro (haciéndome polvo la ropa, claro). Experimenta y un buen día descubrirás qué les motiva más.
Que no te muerda fuerte no sólo no es un problema sino que es una bendición. Eso es porque te reconoce como un miembro más de su familia y sabe que no debe morder en "modo ataque" sino en "modo juego / advertencia". Una de mis gatas perdió a las 2 semanas a su familia, y justo en ese momento la encontré. Por desgracia nadie pudo enseñarle cómo utilizar sus uñas y sus dientes, y cada vez que me quiere hacer un mimo me desuella.
En cuanto al rabo depende de su posición mientras lo balancea. Si está erguido y lo mueve es que está a gusto. Si está en posición descendente y sólo mueve la punta, entonces suele ser que anda algo cabreado. En esos casos mejor ignorarlo hasta que se tranquilice.

Añade tu respuesta

Haz clic para o

Más respuestas relacionadas