Operado de fimosis hace 5 días y con muchos miedos

Hace 5 días me operé de fimosis total. El medico no me recomendó quitarme la venda hasta las 48 horas y así hice. Todo fue muy bien. Me la volví a vendar como pude y cuando ayer fui a hacer las curas estaba un poco mas inflamada y costaba mas ver las curas. Tengo una serie de dudas:
- ¿Cómo hago para que los puntos se vean mas y baje esa inflamación? Me es muy difícil llevar el pene siempre para arriba.
- Después de las curas de hoy, ya me he quitado la venda, ¿esto es bueno o es malo de cara a la recuperación?
-Ahora comienzan a doler algunos puntos, ¿esto es debido a que los puntos se secan y pinchan? Me molesta mucho!
-Como hacer para que la hipersensibilidad pase pronto, ¿hay algún truco para rebajarla?
-Por último, al intentar mear me duele un poco y me he fijado que el orificio por donde sale la orina se pone como algo que se endurece y no deja salir el pis... He probado limpiando con agua y tal... Pero me sucede lo mismo y no se lo que es... ¿algún consejo?
Creo que esta operación, sinceramente, es mas difícil llevarla bien anímicamente que no físicamente... Al menos yo llevo unos días malos malos...

1

1 Respuesta

778.400 pts. Mi ámbito de trabajo es la Psicología y la Pedagogía

Es normal que en estos momentos esté toda la zona inflamada; eso dificulta que se haga visible, pero deberás intentar descubrirla para que el lavado y las curas se hagan de forma correcta, tal como te indicaron.

Para llevar el pene hacia arriba y evitar que se mueva mucho, hay que usar ropa interior que comprima bien y ajuste (slip) pero debes prescindir de las gasas y llevar el pene descubierto siempre que puedas. Eso acelera la cicatrización.

El dolor y esos pinchazos de los puntos es también normal en estos momentos; conforme se van secando, se endurecen, pero es algo pasajero.

La hipersensibilidad es otra consecuencia de llevar descubierta (desprotegida) una zona que antes permanecía oculta por el prepucio. Conforme se vaya habituando el glande al roce, irá disminuyendo, pero es un proceso lento.

A consecuencia de la inflamación, el conducto de la orina (meato) se puede estrechar, de ahí que te resulte más dificultoso hacerlo; volverás a hacerlo con normalidad cuando vaya bajando esa inflamación. Otro efecto es que la orina sale dispersa y en todas direcciones a consecuencia de haber perdido el prepucio que antes la canalizaba. Es también algo pasajero.

No utilices la sal (salvo que te lo haya dicho tu médico. Todo esto es normal, aunque molesto, en estos momentos del postoperatorio, pero te puedo asegurar que merece la pena.

Añade tu respuesta

Haz clic para o

Más respuestas relacionadas