Consumo pornografía desde pequeña, no quiero que afecte a mi futura familia e hijos

Buenas Noches, espero de todo corazón que me pueda ayudar.
Lo que sucede es que me gusta ver pornografía (no infantil, eso ni pensarlo) y no es desde ahora, es desde pequeña (4-5 años), desde cuando vi de casualidad una película porno en el cuarto de mi papá cuando buscaba películas que él me daba de dibujos o de películas, y me parecido curiosa verlo y me acuerdo claramente que comencé un gusto por verlas, me afecto, creo yo en mi formación porque comencé ver a cualquier persona como algo sexual, y siendo muy niña. En la época de colegio bajo todo eso y no las veía mucho, pero como estaba en colegio reliogioso me inculcaron la idea de que si hacia algo malo Jesús te va a castigar y cada vez que veía, ya me traumaba con eso y siempre sentía que me iba mal cuando lo terminaba de ver. Ahora tengo 22 años y estoy en la Universidad y sigo viendo pornografía, quiero pensar que puede ser a veces por falta de sexo, aunque cuando tenia pareja, veía también, también quiero pensar que es por la edad, que como dicen algunas personas, va a haber un tiempo en que me aburra de esas cosas y yo sola lo voy a dejar, pero no lo sé. No me gustaría que me afecte cuando haga una familia y cuando tenga mis hijos, realmente me preocupa esto y quiero dejarlo, hice muchas promesas de dejar, pero sólo duran por un tiempo y luego recaigo, ¿qué puedo hacer?
1

1 Respuesta

31.750 pts. Psicólogo clínico y psicoterapeuta
Creo que lo que algunas personas te han dicho sucederá, es decir que si no te complicas demasiado y no te obsesionas con el tema, esto desaparecerá con el tiempo. Otro asunto es que seas capaz de vencer la educación represiva que te han dado y veas el asunto desde una perspectiva no moralista que es lo mejor. Es decir, aunque este tema te continuara gustando, no pasa nada, no es señal de que algo va mal, o de que estás mal. Te gusta y punto. Como cuando a una persona de corta edad le dan de probar dulce y se pasa el resto de la vida gustando del dulce.
No hagas romesas, no luches contra ello, no hagas esfuerzos inútiles, o mejor el único esfuerzo es entender de que esto NO ES MALO. Solo los moralistas resentidos con la vida juzgan y condenan estas cosas. Tu inclinación a ver estas pelis, es como cualquier otra inclinación, es algo que te sucede, tú no lo eliges y no eres responsable de esta predilección. Es un terreno abierto, a cada uno le gusta lo que le gusta y nadie ha de dar cuenta de ello, a no ser que el gusto de uno suponga un daño directo a otra persona lo que no es tu caso.
No te juzgues, no te condenes, esto te pasó de pequeña y algo en ti quedó prendido con ello y si se desprenderá o no no está en tus manos, lo que sí está en tus manos es amargarte la vida y hacer de ello un problema al sostener ideas equivocadas, po rrejemplo de que eres culpable de esta distracción.
Relájate y cuando veas una peli, simplemente la ves con la misma actitud de que otro disfruta comiendo pollo y otra comprándose vestidos.
Saludos cordiales,
Josep M.
www.jmmorenoalavedra.com

Añade tu respuesta

Haz clic para o

Más respuestas relacionadas