Perro... ¿Tonto?

Tengo un perro, muy bonito. El padre pastor alemán y la madre, mitad pastor y mitad... No sé que (es una raza de perro grande, pero no se cual es). Ya te digo el mío es pastor, muy bonito, pero creo que ha heredado de alguno el ser tonto. En mi vida he tenido muchos perros, ahora solo me quedan 3 y este tiene casi 16 meses. Cuando me ve se pone muy contento, saluda y todo pero lo hace a mordiscos, viene, te agarra la ropa y no te la suelta, le coge la mano... Yo ahora me llevo una bolsa de plástico y se la doy porque si no me acabará destrozando toda la ropa. Al principio pensé que lo hacía porque era jovencito y quería jugar pero ahora ya se está pasando. A este paso me quedaré sin pantalones porque me los rompe todos. ¿Cómo le puedo quitar el hábito de morder? Hay quien dice que cuando te muerda, que le pises un poco una patita, pero es que me da pena hacerle daño...

1 respuesta

Respuesta
1
El perro empezó a tener está conducta, al ser jovencito como tu bien dices, pero hay ciertas conductas como es esta, que hay que corregir, nada más empiezan a surgir, ya que por el pensamiento, de "creer que lo hace porque es jovencito y quiere jugar, y que ya se le pasará", después es que nos vemos en esta situación de pensar que el perro "ya se está pasando". El perro lo que sabe, es que siempre te ha recibido así, y tu nunca se lo has corregido.
Lo de pisarle la pata cuándo te muerda, no lo veo una solución.
Te voy a dar unas pautas de adiestramiento a seguir, pero tienes que comprender que teniendo el perro 16 meses, ya tiene su carácter formado, y es difícil saber que es lo que mejor funcionaría con el perro sin ni tan solo verlo, ya que no todos los perros son iguales, y no todos responden de la misma forma a según que entrenamientos, pero te ayudaré en lo que pueda.
El 1er ejercicio que te doy a seguir, es teniendo en cuenta que el perro ya obedezca las ordenes básicas, que cualquier perro debería obedecer ya a los 6 meses de edad.
Ejercicio nº1: Cuando llegues por la puerta, no le saludes si está excitado, ignorale por completo. (A un perro le saludamos si está contento pero calmado, es decir, si mueve la cola, pero se acerca a nosotros despacito, o si ni siquiera se levanta de su sitio y nos espera a que lleguemos a él. Si está contento pero excitado, es decir, que a parte de mover la cola, nos salta encima, entonces le ignoramos.) Cuando empiece a morderte la ropa, entonces le sometes, es decir, con un tono severo (que él note que le estas regañando) le dices "NO" y le ordenas que se siente, y que se quede quieto (si no te obedece porque el perro no está bien educado, ayúdate de las manos, para agarrarle, inmovilizarle, y obligarle a sentarlo.) Tienes que conseguir que se quede sentado hasta que se calme. Una vez calmado podrás acariciarle, pero una cosa que también es muy importante durante el periodo que dura el entrenamiento, es no excitarlo, así que nada de abrazos, achuchones o de hablarle como si fuera un niño, ya que eso les excita, una simple caricia en la cabeza, estando tu también [email protected] bastará. Piensa que esto te puede llevar mucho rato dependiendo del carácter del perro, te puede llegar a costar más de 1 hora con él, pero tienes que tener paciencia y ser muy constante, (tienes que hacerlo cada vez que el perro te agarre de la ropa). Lo más importante son los primeros días, ya que el perro intentará ganar en la lucha de "haber quien se rinde antes a quien" pero si los primeros días lo consigues, verás que después será cada vez más fácil y rápido. El objetivo del ejercicio es conseguir que tu perro, en cuánto te vea llegar por la puerta, automáticamente se siente a esperar a que le saludes. Puede que te cueste semanas o meses conseguirlo del todo, pero eso ya lo irás viendo tú, ya que si a ti lo único que te interesa, es que deje de morderte la ropa, podrás finalizar el entrenamiento antes, pero eso ya lo irás viendo tu con el tiempo. Piensa que cuantas más veces al día entrenéis, antes lo aprenderá. Yo te aconsejaría que se lo enseñes del todo, y que procures no excitarle en todo este tiempo, sé que aveces es duro, ya que parece que le tratas como con más frialdad, o como si no le dieras mucho cariño, pero piensa que solo es temporal. Una vez a tu perro le quede claro lo que debe hacer, cuándo tu entres por la puerta, y el de lejos, ya te vea y se siente (y lo lleve haciendo ya bastante tiempo) ahí sabrás, que si quieres abrirle los brazos y gritarle que venga a ti de un bote, entonces podrás hacerlo, porque ahí sabrás que si de repente te agarrara la ropa por la excitación, nada más decirle que "NO" y que se siente, te obedecerá porque ya lo tendrá asumido.
Te digo ya, que es complicado, ya que el perro ya tiene más de 1 año, así que cuesta el doble, pero si tienes constancia, perseverancia y mucha paciencia, no tendrás problema. Si hay más gente en tu familia, también deberían hacerlo cada vez que el perro les cogiera de la ropa a ellos también.
Ejercicio nº2: En caso de que no te funcione el 1er ejercicio, puedes probar con este otro. Este ejercicio consiste en que cada vez que llegues y el perro te muerda la ropa, tu le dices un fuerte "NO", te das media vuelta y te vas dejándolo solo. Al cabo de un rato (5 min. o así) vuelves a entrar con él, y en cuánto te vuelva a morder la ropa, le dices un fuerte "NO" y te das media vuelta y te marchas de ahí dejándole solo otra vez, y así hasta que el perro deje de morderte. El perro es un animal sociable al que no le gusta quedarse solo, por eso tiene que entender que le dejas solo por haberte mordido la ropa, para que entienda que si deja de mordértela, tu te quedarás con él. Tendrás que salir y entrar muchas veces, pero al final obtendrás resultados. Con este ejercicio también necesitaras mucha constancia y paciencia, ya que también es un ejercicio de hacer varias veces cada día, pero con el que también se obtienen resultados.
Yo te recomendaría hacer solo el ejercicio nº1, pero si ves que no obtienes ningún progreso por pequeño que sea al cabo de un par de semanas, entonces prueba el ejercicio nº2.
Cualquier cosa, aquí estoy!
Hola Mélanie y gracias por tu ayuda, porque la verdad, me ha gustado. Ahora que leo tu comentario, creo que también puede influir que tengo conmigo a una perra de mi hermano (9 años) que cada vez que mi hermano llega le dice: ¿Qué hace la "nena"? ¿Qué hace? Y la perra venga a ladrar como una loca! Mis perros están sueltos en la finca, de hecho es una población pequeña donde vivo y pueden pasear solos a la calle, playa, o sea, que viven como reyes. Entonces, como ella ladra, posiblemente él también se quiera hacer notar!
El primer punto, lo intentaré, aunque con la otra al lado ladrando no sé si voy a conseguirlo y el segundo imposible, por que sino me tendría que ir del pueblo!jajaja
No quiero pensar como será cuando llegue el yorkshire que tengo encargado, porque me han dicho que tienen mala leche! Je je
Otra cosa, aunque solo sea al salir de casa y que él esté acostado al sol, al pasar por él no puedo evitar pasarle la mano por la cabeza y ya lo que hace ... ñam! A cogerme la mano. Entonces en ese caso, le digo un NO... ¿y le dejo sin acariciar?
Disculpa que me haya alargado tanto en el tema!
Perdona por la tardanza, pero es que estuve fuera y sin internet.
Exacto, en cuanto te coja la mano le dices el NO, y le sometes dándole una orden hasta que te obedezca, y que se quede quieto hasta que se tranquilice.
El tema es que el perro sepa quien manda, y que sepa que te tiene que obedecer. Cuando empiece a obedecerte en cosas sencillas, después también te obedecerá cuando le digas que no te muerda. Por eso cuando hace algo que tu no quieres, no basta con decirle que NO y ya está, también hay que someterlo, practicar tu liderazgo, y eso se consigue mediante ordenes, que el perro deberá respetar y obedecer.
Si tienes alguna otra duda, dímelo ;-)

Añade tu respuesta

Haz clic para o

Más respuestas relacionadas