Planta del pie

Respuesta de
a
Usuario
Hola a todos, agradecería mucho si alguien me pudiera ayudar con mi problema. Desde pequeño estoy acostumbrado a hacer mucho deporte baloncesto, fútbol, atletismo, pesas...
A medida que he crecido he tenido que ir dejándolo por varios motivos entre ellos por no tener tiempo y por qué ya no tengo el mismo aguante ni la misma capacidad de recuperarme de lesiones que antes. Bien, mi problema es el siguiente, tengo un dolor en forma de pinchazos en la parte posterior de la planta del pie, entre el final del puente y el talón del pie. Por mucho que dejo de hacer deporte no se me cura, y cuando lo practico el dolor es horrible dejándome durante al menos una semana prácticamente sin poder apoyar el pie por el intenso dolor. He probado antiinflamatorios en forma de pomadas, he visitado a un fisioterapeuta y sigo igual. Éste me comentó que podía ser producido por que el pie me supina mucho y quizá necesitase plantillas. Amigos que han padecido dolores similares me hablan de una fascitis...
En fin agradecería otra opinión y sobre todo algún remedio que me permita volver a hacer deporte con normalidad. Muchísimas gracias.
Experto
El dolor en los talones es una de las quejas más frecuentes por lo que se acude a un especialista de pie y tobillo. Este padecimiento puede afectar a personas de cualquier edad. Puede ser causado por la forma en que se mueven las piernas y los pies y también en la manera en que ellos están estructurados. Comúnmente, puede ser producto de un mal paso o una torcedura del pie y con el tratamiento adecuado, la mayoría de los pacientes siente mejoría.
Espolón Calcáneo: Este padecimiento se caracteriza por dolor en la superficie de apoyo del talón. La causa exacta del dolor no se ha podido establecer con certeza. Se han encontrado cambios degenerativos del tejido adiposo del talón. Además, en éste sitio se encuentra el sitio de origen de una estructura que se llama la fascia plantar. Esta es una estructura dinámica que ayuda en el soporte del arco del pie. Se piensa que con los cambios degenerativos de la edad, así como tracción repetitiva de la fascia plantar se producen rupturas microscópicas en su origen. Estas rupturas causan la formación de hueso nuevo en el calcáneo, lo que se ve en las radiografías como el espolón. El espolón en si no es la causa del dolor, si no el resultado de la tracción ejercida sobre la fascia plantar.

El dolor es más agudo en las mañanas y al caminar. Tiende a mejorar con el paso del día. El dolor disminuye "después de que se calienta" el talón. Las personas con los pies planos, personas con sobre peso y las que se exceden en el ejercicio frecuentemente presentan este problema. En el 50% de los casos las radiografías revelan lo que se llama el "espolón calcáneo". Esto se forma en el origen de los músculos y ligamentos del talón. El espolón calcáneo no es la causa del dolor, incluso muchos espolones se encuentran sin que el paciente presente dolor. Los síntomas generalmente se presentan en un sólo pie, y su duración varia desde unas semanas hasta varios años.

El diagnóstico

Su Podíatra cuenta con la debida especialización para tratar ésta incomoda condición. El deberá evaluar propiamente el problema y así recomendar un tratamiento adecuado para aliviarle. Este proceso empieza con un examen completo del pie y su historia médica. Es importante que su doctor identifique cualquier causa subyacente que puede estar relacionada a su condición médica.Una causa puede ser una fisura en el hueso calcáneo, que genere un espolón calcáneo. Este tipo de lesiones se puede diagnosticar con rayos X; aunque una radiografía evidencie la existencia de un espolón, no significa que tenga que tener dolor. Realmente el dolor viene por la inflamación de las estructuras del talón irritadas por el espolón. Otras causas que producen dolor en el talón son varios tipos de Artritis reumatoide, Lupus, Gota, Psoriasis, Neuroma (tumor benigno de un nervio del calcáneo), deformidad ósea del hueso del talón y cuerpos extraños en el talón. Estas enfermedades deben de diagnosticarse y tratarse por separado.

La comprobación del diagnóstico

Después de procesar y repasar los resultados de sus exámenes del pie y su historia médica, el podíatra puede pedir pruebas adicionales para así identificar cualquier otro factor que contribuya a su dolor del talón. Esto puede incluir las pruebas de sangre específicas para la artritis. La prueba de Rayos POR de los pies se realiza típicamente para identificar las espuelas óseas y detectar desórdenes de diversa índole, o la presencia de tumores del hueso. Otras lesiones simples del tejido como resultado de una torcedura o una caída tienen excelentes resultados cuando son evaluadas con un MRI (Resonancia magnética).

LA EVAL