Afrontar el toc

Sigo un tratamiento farmacológico por un problema con toc y aunque da resultado parece que el problema no remitirá del todo, el tratamiento psicológico fracaso pero creo en la psicología aunque no en terapia de tipo psicoanalítica sino más bien de tipo cognitiva y conductiva y desearía si es posible que me diera algunas pautas o trucos para hacer frente a las obsesiones y a las compulsiones que son de tipo comprobaciones mentales de actos ya realizados.
Muchas gracias.
1
Respuesta
1
El problema obsesivo-compulsivo se incluye en los trastornos denominados de ansiedad, porque precisamente esa ansiedad está en el origen y el mantenimiento o causa del problema. Todos necesitamos un cierto nivel de estrés, de ansiedad para poder estar activados y funcionar en la vida diaria; pero a veces esos niveles se disparan, suben enormemente y entonces si no sabemos eliminarla o no podemos, la ansiedad buscará formas de salir y una de ellas son las compulsiones debidas a las obsesiones previas en forma de pensamientos que parece que irrumpen sin control en nuestra cabeza, elevan nuestra ansiedad o miedo a alguna cosnecuencia desagradable y entonces al comprobar como haciendo algún movimiento o conducta (un "ritual" repetitivo) esa ansiedad decae, se forma un círculo vicioso que hace que cada vez que vuelva a ocurrir volvamos o repitamos ese ritual para que esa ansiedad descienda.
Es importante observar esos primeros pensamientos, intentar averiguarlos porque a veces están demasiado automatizados y no sabemos encontrarlos.
Ten en cuenta que esa ansiedad o miedo que experimentas no dura siempre, es decir, si cuando ocurre en lugar de hacer esos rituales o conductas, permaneces sin realizarlas, intentando aguantar veras como esa ansiedad sube y sube pero luego se estabiliza y finalmente desaparece. Esto es así siempre y solo hace falta aguantar el empujón primero para darnos cuenta de que ocurre de esta forma. Ahora bien, no siempre uno puede afrontar solo esa "exposicion" ya que se necesita primero analizar en profundidad el problema, evaluarlo correctamente, dotar de herramientas para afrontarlo (como la relajación, que es incompatible con al ansiedad, es decir, no se puede estar tenso y relajado al mismo tiempo)
Observa como en cuanto realizas esos rituales esa ansiedad decae, por eso vuelves a repetirlos cada vez más.
Sería interesante que una vez dicho lo anterior, si ves que te está afectando demasiado, que interfiere en tu vida de forma intensa acudieses o intentases acudir aun profesional de forma presencial y directa para que pueda orientarte y ayudarte a encontrar la cusas y los diferentes factores que influyen en el problema, cosa dificl de hacer por este medio, y que te servirá para poder eliminar el problema antes de que aumente en intensidad. Así, estadísticamente, es cierto que la terapia cognitivo-conductual suele dar bueno resultados si se realiza correctamente en este tipo de problemas, siendo predominante la técncia de "exposición con prevención de respuesta", es decir, se presentan al sujeto en consulta situaciones que disparan esa ansiedad y se l eimpide realizar el ritual que habitualmnetne ocurre, pudiend oasí comprobar como esa ansiedad, como ya dijimos anteriormente, sube hasta un punto en el cual decae poco a poco. Ello servirá para romper ese círculo vicioso, además de intervenir, por supuesto, a nivel cognitivo en las creencias que disparan la ansiedad, etc. Así, "trucos" no hay pero sí un trabajo que bien llevado y realizado dará los resultados que esperas y mereces.

Añade tu respuesta

Haz clic para o

Más respuestas relacionadas