Agapornis Arisco

Me han dado un agapornis con alrededor de 1 mes, mi problema es que es muy arisco, si meto la mano en la jaula o me acerco chilla mucho y se mueve rapido, abre las alas, agita la cola y todo sin parar de chillar. Supongo que lo que veo raro, es que en Navidades, me dieron otro, pero tuve la desgracia que murió, y era todo lo contrario a este... Después de la primera noche en casa, estaba deseando que le sacase de la jaula, le ponía la mano y le faltaba tiempo para subirse, no quería entrar en la jaula... Para que contarte... Me pegue el harton de llorar cuando se murió (y que conste que solo lo tuve 1 semana). ¿Supongo qué por esto entenderás el motivo que te pregunte si es normal o es que es un agapornis raro el que tengo ahora? Por cierto, a mi mujer aun le pica en la mano cuando la mete en la jaula, a mi solo me abre la boca, pero ayer aun me picaba en la mano, sin fuerza, pero picaba y claro, mi mujer, en incluso yo, le esta cogiendo un poco de mania...
1

1 respuesta

Respuesta
1
Lo que me cuentas es completamente normal. Tu primer agapornis, o bien estaba criado a mano (artificialmente por personas), o era un ave muy amigable. Con tu nuevo pájaro, todavía te tiene miedo, es COMPLETAMENTE normal. Me dices que tiene 1 mes, pero eso NO puede ser (con un mes siguen en el interior del nido), o es que lo tienes desde hace un mes. Bueno da igual. Los pájaros, tardan en acostumbrarse, por norma, a su nuevo hogar. Seguro que con anterioridad apenas ha tenido contacto con personas. Te voy a dar unas pequeñas indicaciones para conseguir adiestrarlo. El adiestramiento debe ser hecho con paciencia y las clases deben ser cortas, ya que las aves pierden con rapidez la atención. Que duren unos minutos, y cuando veas que ha perdido el interés, dejalo para otro rato u otro día. Prémialo siempre con alguna golosina, como trozos de fruta. Para empezar, primero tendrás que acostumbrarlo a ti y a tu mujer (aunque, tal vez este proceso ya esté casi acabando). Acercate (tu mujer o tú) a la jaula hablando bajito o silbando, de ese modo, sabrá que te acercas. Estaros unos segundos y luego marcharos (si se pone muy nervioso). Hacerlo así varias veces al día, hasta que no se ponga nervioso cuando os acerquéis. Cuando así pase, empezará el adiestramiento. Pon la jaula en una habitación con la puerta cerrada y las ventanas también (y las cortinas echadas para que no se golpee en el cristal). Abre la puerta de la jaula y mete la mano. SÓLO metela. El ave chillará y tal vez intente picarte. Si lo hace, NO le pegues. Solo di un rotundo NO. Que nunca coja miedo a tu mano. Cuando la mano ya no lo asuste, puedes intentar tentarlo con alguna golosina (fruta como manzana, uva, pera, lechuga... cada ave tiene sus gustos). Cuando se acerque a comer déjale. Intenta colocar un dedo debajo de su estomago y encima de sus patas, para que se suba a él. Si se resiste (poco probable ya que los psitácidos casi por costumbre se suben a todo aquello que es colocado justo encima de sus patas), empuja suavemente. Recuerda que si te pica, no le pegues. Después, cuando consigas que se suba, ya puedes sacarlo fuera. Todo este proceso es largo. Intenta hacerlo dos o tres veces al día y al final conseguirás resultados. Y NO le cojáis manía. Pobrecito. Ha tenido la "desgracia" de llegar a vuestra casa, después de que un compañero suyo más dócil, haya llenado vuestros corazones. Darle tiempo y veréis cómo os recompensa con sus diabluras. Y no he perdido el tiempo leyendo tu correo. Para esto estamos. Suerte.
Gracias por tu ayuda, ya se esta amoldando a nosotros, estuvimos ayer hasta las 12 y pico de la noche, con la puerta de su jaula abierta y con la mano fuera, esperando a que saliese y al final salio y estuvo un rato con nosotros. Esta tarde, ha dormido un rato junto a mi mujer, fuera de la jaula y lleva toda la noche, llamándonos la atención para que le saquemos de la jaula, se comporta más o menos como el anterior. Muchas Gracias, de verdad.

Añade tu respuesta

Haz clic para o

Más respuestas relacionadas