Autocomplacencia, hasta qué punto puede ser aceptada como normal por mi pareja

Mi pregunta parece muy común, pues la masturbación es algo muy común y yo personalmente no tengo nada en contra de practicarla. Lo que sucede es que me encanta experimentar cosas muy fuertes y pues quisiera saber si es algo normal lo que estoy haciendo conmigo misma.

Para comenzar lo haré diciendo que soy una chica muy sensual, que adoro las posturas exóticas y todo cuanto pueda proporcionarme placer a mí y a mi pareja. No tengo tabúes y trato de cumplir cualquier fantasía que se me ocurra, no descanso hasta conseguirlo. Por mi pasado como gimnasta tengo una flexibilidad muy buena que también contribuye a que pueda llevar a cabo mis gestos acrobáticos, y es precisamente este el tema de mi pregunta hoy.

Resulta que en una de mis tardes de placer a solas, se me ocurrió después de estar muy pero muy hot con mis juguetes, pues prácticarme sexo oral a mí misma. Mi flexibilidad me da la posibilidad de llegar hasta mi vagina sin mucho esfuerzo, siempre fue así, pero la verdad, nunca adopté la postura desnuda. Esa tarde estuve jugueteando muchísmo con mis sensaciones y acabé tan pero tan exitada que realicé una apertura al frente y quedé con mi vagina abierta completamente en mi nariz. Estaba muy mojada, chorreaba hasta mi ano completamente... Dudé por un segundo si me atrevía o no a lamerla pero tras un instante fue irresistible mi deseo de hacerlo, más que por el placer de probarla la verdad fue por el deseo de recibir el sexo oral en mi clítoris, pero al final disfruté intensamente hasta mi sabor.

Comencé a pasar suavemente mi lengua desde arriba hasta abajo, me detenía a subsionar el clítoris unos instantes y luego bajaba con mi lengua lamiendo hasta el mismísimo ano. Introduje varias veces mi lengua completamente tanto delante como atrás, me mordí, metí mis dedos mientras me lamía el clítoris, en fin, me di como se dice vulgarmente una buena mamada! (Disculpen el término)

Sobra decir que terminé explotando en un magnífico y gigantesco orgasmo que asumo debió escuchar hasta el portero casi sordo de mi edificio! Pero igual no me importó, yo estaba complacida 100% y feliz conmigo misma por no poner límites a mi imaginación.

Ahora bien, no pregunta no es si está correcto o no disfrutar de mi cuerpo de esta manera. Lo que deseo saber es si estaría bien que se lo comentara a mi novio, pues temo que aunque no sea un chico esquemático ni con tabúes, todo lo contrario, es muy abierto de mente. Pero igual temo que este acto no le agrade mucho conocerlo y que me rechace de algún modo, sobre todo porque me gustaría alguna vez realizarlo frente a él para que me disfrute viendo y de paso participe si así lo desea.

Alguien que me de su criterio

3

3 respuestas

Respuesta
1

Primero que nada felicitarte por vivir tu sexualidad a plenitud, sin barreras ni límites absurdos que te impidan alcanzar la satisfacción. Por otro lado decirte que no todas las personas, incluso ni siquiera aquellas que como tú practican deportes de alta flexibilidad, logran realizar el acto que describes en tu pregunta, es complicado y hasta descrito como doloroso por algunos que lo han intentado.

Sin dudas es un acto muy morboso, sensual y atrevido de tu parte, que para nada difiere o modifica tu conducta o preferencias sexuales, pues es de ti de quien disfrutas en toda la extensión de la palabra... La homosexualidad es el gusto o atracción por personas del mismo género, quien disfruta mirando, tocando o sosteniendo relaciones o juegos sexuales con personas de igual género posee una conducta homosexual.

Cuando disfrutas de ti misma, o de un acto en específico, una postura, una sensación, incluso cuando disfrutas con tu pareja de estímulos que para muchos son un tabú, para nada sostienes una actitud homosexual ni tampoco provocará en ti modificaciones de tu conducta sexual. Si estás bien definida en cuales son tus gustos y orientación sexual, pues no tienes entonces de qué preocuparte, todo está bien y disfrutarás cada gesto, cada estímulo, cada pedacito sin reprocharte ni lamentarte de nada, sobre todo disfrutarás siempre porque eres tú misma independientemente de la situación en la que te encuentres.

Entiendo tu preocupación y sé que no temes por ti, porque sabes perfectamente lo que te gusta y lo que buscas cuando te autoestimulas de la manera que lo haces, entiendo que te preocupa el efecto que pueda causar en tu pareja, pues aunque asumes por sus experiencias vividas que es un hombre de mente abierta, temes que no lo sea al extremo de verte en la manera que describes. Pero eso solo lo puedes tantear tú misma, con preguntas, indagando de manera indirecta, como quien no sabe qué pasaría si lo intentas. Quizás en medio de una relación entre ambos acercarte a la zona para demostrarle que podrías hacerlo si lo desearan ambos. En fin, buscando recursos para demostrarle que tienes el potencial y el interés por explotarlo en función del placer y de la relación tan buena que sostienes con él.

En un momento de elevadas temperaturas y locura sexual, verás como él mismo acaba pidiéndote que lo hagas para verte, sobre todo porque comentas que ya te has masturbado para él, es un paso grande, el resto caerá por sí solo. Ya verás.

Felicidades para ti, por ser así tan expontánea, todos en esta vida deberiamos serlo siempre, seriamos mejores personas, menos frustrados, más felices y conformes con nosotros mismos.

Suerte y adelante con tu excelente vida sexual.

**********************************************

Si te ha servido mi respuesta, no olvides valorarla. Nos ayudas a ser mejores expertos, perfeccionando día a día nuestras respuestas.

Ojo, nunca tildes tus instintos sexuales de incorrectos. Que quieras mostrarte en este acto ante tu novio no te tilda para nada de inmoral o exhibicionista, es simplemente un acto de erotismo, una fantasía sexual que recreas en tu mente. Lo que para ti resulta tan hot como tú dices, es normal que quieras vivirlo con tu pareja en medio de sus relaciones, sin tabúes, sin límites ni temores.

Disfruta de tu sexualidad a plenitud, sino dañas a nadie ni incluyes a terceros, todo cuanto hagas estará bien entonces. Sé feliz y olvida al mundo!

See you!

¡Gracias! Veo que entiendes muy bien mi punto. No estoy mal conmigo ni preocupada por mi etiqueta, sino por la opinión de mi pareja. Llevamos una relación muy linda, profunda y sin fronteras y no me gustaría para nada afectarla. Pero a la vez no quiero perderme la oportunidad de realizar esta nueva fantasía sexual que me ha llegado de repente... Es muy excitante y lo disfruté muchísimo.

Seguiré tu consejo, le hablaré del tema como si nunca lo hubiera vivido, pero dejándole ver que no me molestaría probarlo, estoy segura de que como hombre al fin desperaré sus deseos de vivir conmigo esa experiencia.

Gracias por tu respuesta, en serio tienes la cualidad de llegarle a tus usuarios, eres genial como experto.

Suerte y adelante con el placer!

Respuesta
1

Creo que es muy bueno que disfrutes tu sexualidad plenamente.

No sé si aún estás con tu pareja pero creo que no está de más comentarle tus gustos y si él no está de acuerdo debes respetar y buscar algo que si les guste a ambos.

De todos modos en tu soledad puedes hacer lo que quieras, eres libre de disfrutar con tu cuerpo pero al estar con alguien debemos tomar en cuenta sus gustos también.

La verdad es que apenas estoy comenzando a experimentar con mi sexualidad pero creo que nada es malo si ambos están de acuerdo y no se están dañando. Supongo que tú tienes más experiencia que yo en cuanto a esto, así que solo te puedo decir que le comentes a tu pareja y encuentren que les guste a ambos.

Respuesta

Hola Lina Romero

Mientras tu disfrutes y no dañes a nadie no tienes porque limitarte en tus experiencias sexuales.

Si quieres comentarlo con tu novio, eso si es un tema (y vaya tema) a tratar. Temes que te rechace, eso quiere decir que aunque no es esquemático si considera que el autoerotismo no es completamente aceptable, porque de otra manera no veo porque pueda censuartarte. En ese caso creo que, al menos de momento, deberás conservar este placer para tu disfrute a solas.

Gracias por responder. Realmente es de mente bastante abierta. Hasta el momento no hemos puesto fronteras en nuestras relaciones de pareja y hacemos todo cuanto se nos ocurre cuando estamos a solas. Incluso he llegado a masturbarme para él con algunos de mis juguetes.

Ahora, esto es algo creo un poco más complejo, pues no sé hasta qué punto le parezca normal que ponga mi boca allá abajo y que pase mi lengua por mis zonas íntimas hasta explotar de placer. Temo que pueda pensar que me gustan las vaginas y me vea como homosexual o bisexual quizás y luego me rechace.

Yo personalmente no tengo problemas con lo que practico, y estoy muy clara de mis gustos y definida en mi sexualidad. Además no tengo nada en contra de las personas que gustan de otras del mismo sexo, cada cual es dueño de su vida, de su cuerpo y de su alma. Me encanta disfrutarme a plenitud a cualquier precio. Lo que quiero es compartir con él tan excitante aventura sin que esto afecte nuestra relación.

Como dije con anterioridad: Si temes que te rechace, eso quiere decir que aunque no han puesto fronteras, temes que considere que el autoerotismo no es completamente aceptable, porque de otra manera no veo porque pueda censurarte. O quizá seas tu quien temes en realidad a las etiquetas de homosexual o bisexual, lo que si no es una frontera, si es una limitante peor que una restricción porque te la impones tu misma.

Considero que primero debes ponerte en paz contigo misma y conocer hasta donde quieres hacer público tu placer y cuanto de ello en realidad solo es exhibicionismo disfrazado. Y una vez que tengas eso definido creo que podrás tomar una decisión con la que estés tu (no él) de acuerdo.

Añade tu respuesta

Haz clic para o

Más respuestas relacionadas