Ninfas

Tengo dos ninfas que están copulando, entran en el nido pero no he podido ver ni un solo huevo, sera que son infertilez o puede haber alguna posibilidad de que se coman los huevos por falta de espacio.
Atentamente: Laura
Gracias.
1

1 respuesta

Respuesta
1
Las ninfas o carolinas (Nymphicus Hollandicus) son una de las especies de psitácidas más agradecidas para su mantenimiento en cautividad. Son cariñosas, poco ruidosas y destructivas, buenas imitadoras. Unas de las enormes ventajas que supone la cría de ninfas es que presentan un dimorfismo sexual muy marcado ( siempre teniendo en cuenta que cada individuo es un mundo). Esto implica el poder distinguir entre un macho y una hembra sin tener que recurrir a otros sistemas como la endoscopia o la determinación del sexo a través del ADN, y pensar que si no criamos no es porque poseamos dos individuos del mismo sexo, sino porque las condiciones no son las correctas o simplemente porque la pareja no es compatible. El macho suele ser de un color gris más oscuro que la hembra, y la mancha naranja que presenta en la zona auditiva es de un color más intenso. La proporción amarilla de la cresta es también más brillante y extensa en machos que en hembras, que presentan una cresta con una mayor proporción de gris, hasta llegar en algunas ocasiones a ser totalmente de este color. La cara inferior de la cola es negra en el macho y con barras grises y amarillas en las hembras. Las plumas de las bridas son de un color negro más pronunciado en los machos.
No distinguiremos el sexo en los pollos hasta que realicen la primera muda ( 5º/ 6º mes de edad ), siendo hasta este momento muy parecidos a la hembra, pero presentando una cola más corta que ésta y la cera de color rosado. No obstante los machos comienzan a trinar, como norma general a los 3 meses de edad.
Para que la cría se lleve a cabo con éxito los ejemplares que elijamos como progenitores tienen que tener unas determinadas características que los avalen como animales aptos tanto para la reproducción como para sacar adelante a los pollos. Es preciso que sean aves que estén en un estado físico bueno, fuertes y bien ejercitadas, que no presenten una delgadez extrema ni tengan problemas de sobrealimentación. Un individuo obeso no absorberá debidamente vitaminas y otros elementos necesarios, además en el caso de las hembras incrementa el riesgo de oclusión ovárica, y en caso del macho el sobrepeso afectará la posición de la cópula provocando que los huevos no queden fértiles. La falta de peso es otro problema que evitaremos en la pareja de cría.
No debe de existir parentesco entre los integrantes de la pareja, para evitar dentro de lo posible la endogamia. En el supuesto de que obligatoriamente escojamos animales emparentados procuraremos que el parentesco sea lo más lejano posible.
Es muy aconsejable si queremos disminuir las posibilidades de fallo en la cría escoger un individuo con experiencia probada y con un historial de cría que le avale, en el que figuren datos tales como edad, colores de los padres, numero de pollos criados en cada nidada tanto por los progenitores como por el ave en cuestión en ocasiones anteriores, problemas en el apareamiento, rasgos negativos,...
La cría en pareja Consiste en hacernos con animales de distinto sexo e intentar que "se gusten" y lleguen a formar una pareja compatible para que se reproduzcan.
El mejor sistema para llevarlo a cabo es colocar en jaulas contiguas o en la misma jaula con una separación al macho y a la hembra que queramos emparejar. Observaremos su comportamiento y si vemos que se toleran los colocaremos en el mismo alojamiento. Si no se muestran agresivos y no hay peleas tendremos muchos puntos a favor. En caso contrario retiraremos inmediatamente a la hembra y empezaremos el proceso con otra. A pesar de que todo haya ido bien hasta el momento si tenemos una pareja que presenta problemas para criar lo que puede ocurrir es que dicha pareja no sea compatible. Una vez establecido un vínculo entre la pareja este durará para toda la vida y si les proporcionamos las condiciones adecuadas criarán durante años.
Nunca separemos una pareja con unos vínculos establecidos, ya que esto provoca a los integrantes de la misma una gran tensión que no los beneficia en absoluto.
Se pueden aparear durante todo el año, incluso en invierno si tienen luz y calor suficientes, y un sistema de regulación de la temperatura eficiente. De todas formas la mejor época del año es la primavera ya que la temperatura es más elevada y los padres cuentan con un mayor número de horas de luz para alimentar a los pollos.
En tu caso yo dejaría que pase un tiempo procurando no molestarlas demasiado. Normalmente no se comen los huevos en todo caso los rompe el macho para mantener a la hembra en celo pero los tira fuera del nido.
Espero que tesea util. Salu2. Isidoro

Añade tu respuesta

Haz clic para o

Más respuestas relacionadas