Tengo una amiga con la que me llevo muy bien y quiero pedirle que me presente a su amiga porque me gusta y no quiero enfadarla.

Tengo un pequeño dilema, tengo una amiga con la que me llevo bien, hace 11 meses nos estuvimos conociendo y estuvimos a punto de ser pareja, hasta que ella conoció a otro tío que además era médico y se fue con él. Este chico no la trató muy bien así que se arrepintió y trató de volver conmigo para intentar continuar lo que estábamos construyendo pero justo en ese momento yo ya estaba con otra chica así que le dije que ya no era posible, quedamos bien, como amigos pero a esta chica no le gustó que ya hubiera conocido yo a otra pero lo entendió y aunque dolida me deseó suerte. Tras unos meses (pocos) yo lo dejé con la chica con la que estaba y he vuelto a quedar con la chica de hace 11 meses, pero esta vez quedamos como amigos, nada más. Yo no quiero nada más que amistad y creo que ella igual, nos llevamos bien sin buscar nada serio, solo amigos, nunca nos hemos liado ni nada, solo somos amigos sin más.

El dilema viene ahora: resulta que me gusta una amiga de mi amiga y quiero que me la presente para poder conocerla, sin embargo no se cómo se lo va a tomar, si no habrá problema cuando le diga que nos presente o si no le gustará que me guste su amiga, porque aunque solo somos amigos, si ve que alguna chica se me acerca ya me pregunta, yo creo que ella no quiere nada conmigo pero se interesa.

Planteo esto porque hace tiempo estuve en una situación similar con otra chica y cuando le dije que me gustaba su amiga hizo como que ponía buena cara pero luego por la espalda solo puso problemas, no hizo más que torpedearme y al final me fastidió todo y no quiero que en esta ocasión vuelva a pasar.

Entonces necesito consejo para saber que debo hacer y cómo plantearle el tema de que me gusta su amiga sin que se pueda enfadar, que igual no se enfada, pero no las tengo todas conmigo.

1

1 Respuesta

132.775 pts.

Quizá no parecería muy prudente en este caso el pedirle que te presente a su amiga. Podrías acercarte a ambas como amigo, por supuesto que con buena intención hacia ambas, y sin dar lugar a falsas ilusiones. O bien busca otra manera de conocerla. En cualquier caso, intenta no llamar demasiado la atención sobre todo al principio, tanto para no generar celos o disgusto en una como para no generarle un posible conflicto a la otra, todo lo cual pudiera interferir. Si de forma natural pudiese surgir algo más serio, que tampoco lo sabes de antemano, seguramente podría ser mejor aceptado; y no habrías hecho daño a nadie si te mantienes siempre dentro de lo bueno y correcto, y con buena intención hacia todos.

Gracias por tu respuesta. Coincido con tu opinión, he estado pensando cómo hacerlo pero prácticamente no tengo otra forma de poder ver a su amiga, si no es a través de ella va a ser casi imposible que la pueda conocer. Ahí está el otro dilema.

Pues entonces te queda la opción de acercarte a ambas, que te dije al principio, propiciando que te la presente, o bien en conversación ya hablar con ambas, pero sin necesidad de decírselo tan claramente (además no solo existe el lenguaje hablado), y pienso que sin mostrar un evidente interés, que quizá se note algo, pero no lo hagas más evidente (también porque no sabes cómo va a resultar al final).

A tu amiga no la engañas ya que algo puede notar, pero quizá le aminoras un posible dolor, y una posible interferencia.

Si le pides que te la presente, ella te podría decir que no, y entonces podrías tener más difícil el acercarte a ellas; o también disgustarse e interferirte, aún sin clara intención.

Esa sería la mejor opción pero...¿Y si no tengo opción de acercarme a las dos? Lo digo porque la chica a la que quiero conocer casi no sale porque está estudiando una oposición, y solo se junta a su amiga de vez en cuando para salir a andar un poco y despejarse, por lo tanto es prácticamente imposible que pueda acceder a ella si no es por nuestra amiga en común.

Hay que considerar muchísimos factores; quien mejor los valora eres tú en la oración, por supuesto que estando en gracia de Dios. A lo mejor Dios te sugiere esperar, si eso es bueno para esa chica, etc.; no cabe duda de que podría ser un detalle si Dios te lo pide; en cualquier caso, con tu amiga, si fuese ese el caso, no tendrías que ser tan claro y decirle que te gusta, sino que si acaso algo que suene un poco más ligero, como que te llama la atención, etc.; si vieras una ocasión muy propicia, que te gustaría conocerla, etc. O también podrías empezar preguntándole cuándo tiene la oposición, etc., y también tú vas viendo lo más conveniente.

Si está de Dios, te la puedes encontrar en cualquier sitio. A lo mejor en la Misa del domingo.

Añade tu respuesta

Haz clic para o

Más respuestas relacionadas