Sindrome de sudek

Hola, me han diagnosticado síndrome de sudeck en la mano derecha, se me hincha con nada que hago el más mínimo ejercicio, ahora me van a dar reahabilitacion y tratar con calcio. ¿Es esto una enfermedad degenerativa? ¿Se cura en realidad? Soy constructor y si se me queda la mano como actualmente no podre trabajar en mi oficio en la vida, ¿acaso te dan incapacidad por estas cosas? Un saludo
2

2 respuestas

1
Respuesta de
Hola:
La Distrofia Simpático Refleja (DSR) es una enfermedad compleja, cuyas causas se desconocen y que puede tener consecuencias graves. Es habitual que el diagnóstico sea tardío. Normalmente se produce tras un traumatismo, ya sea grande (fracturas) o pequeño (incluso un esguince) y produce una sensación de "quemazón importante" con trastornos tróficos de la piel y un fenómeno de exquisita sensibilidad y dolor al mínimo roce o estímulo conocido como "alodinia". Al parecer, el sistema simpático queda anormalmente activado, produciendo sustancias que activan los nociceptores y perpetúan el dolor al tiempo que se producen trastornos vasomotores permanentes.
A partir de 1994 la Asociación Internacional para el Estudio del Dolor (International Association for Study of Pain - IASP, por sus siglas en inglés) reunió todas estas definiciones bajo el término de SÍNDROME DOLOROSO REGIONAL COMPLEJO para denotar el dolor regional y los cambios autonómicos y sensitivos que exceden en intensidad, magnitud o ambos a un fenómeno traumático.
Así, el Síndrome Doloroso Regional Complejo quedó clasificado en Tipo-I (Distrofia Simpática Refleja) y en Tipo-II (Causalgia). En este último, el dolor es producido esencialmente por una definida y demostrable lesión del nervio periférico y sus ramas.
El Síndrome Doloroso Regional Complejo Tipo-I o Distrofia Simpática Refleja es más frecuente en personas jóvenes y suele ser causado por traumas mayores o menores habitualmente en las extremidades, fracturas, cirugías ortopédicas o vasculares, lesiones médicas como Osteoartritis, discopatías intervertebrales, Lupus Eritematoso Sistémico con Anticoagulante Lúpico, Infarto de Miocardio o accidentes cerebrovasculares; pero a diferencia de la Causalgia, la lesión del nervio periférico NO es demostrable en la Electromiografía (EMG) ni en los estudios de Neuroconducción. En este caso es característico que la intensidad de los síntomas sea desproporcionada a la severidad del trauma, que puede ser absolutamente mínimo.
Aunque la irradiación del dolor suele ser distal al sitio del evento inicial, en 70% de los casos el dolor se irradia a áreas distantes, no contiguas, sin un patrón neuropático y sin seguir la zona de inervación de un dermatoma; y puede ser tan caprichosa como la diseminación "en espejo" en la extremidad contralateral sana. Algunos casos pueden aparecer espontáneamente, sin un evento precipitante definido.
El dolor habitualmente se describe como tipo quemante o urente, asociado a rigidez muscular o articular, sensación de edema, trastornos en la sudoración local y alteraciones de la sensibilidad como alodinia térmica, hiperalgesia y disestesias y es frecuente encontrar eritema localizado en esta primera fase. Con el tiempo el dolor se intensifica (segunda fase), la alodinia térmica es mayor, aparece edema de la extremidad, con cambios en la coloración de la misma (palidez o cianosis) y severa restricción de los arcos de movimiento articular correspondientes. Posteriormente (tercera fase) aparece atrofia muscular por desuso, atrofia de la dermis y epidermis y contracturas musculares Si el manejo no se inicia precozmente el cuadro clínico evoluciona casi inevitablemente a la cronicidad grave.
Tratamiento
Pese a que el mejor tratamiento es la prevención, una vez instaurado el síndrome, la base terapéutica, que debe aplicarse a todos los enfermos, es el tratamiento físico rehabilitador (es impescindible movilizar activamente la extremidad afectada), junto con apoyo psicológico, fundamentalmente porque, al tratarse de una enfermedad crónica, puede provocar en algunos pacientes ansiedad y depresión. El diagnóstico precoz es fundamental para un pronóstico favorable.
La terapia oral farmacológica constituye el primer escalón terapéutico, en el que pueden emplearse gabapentina (antiepilépticos), calcitonina, bifosfonatos, calcioantagosnistas, iones, vitamina C (hay estudios muy rigurosos al respecto de que la utilización profiláctica de Vit.C en fracturas complejas disminuye la incidencia de DSR) agonistas GABA, corticoides y tratamientos tópicos (en general poco eficaces), entre otros. Un segundo paso sería la aplicación de tratamientos parenterales, como ciclos de anestésicos locales por vía intravenosa o bien la realización de bloqueos anestésicos nerviosos locales, como inyecciones en el ganglio estrellado o en la cadena simpática paralumbar, estimulación medular, infiltraciones intratecales, TENS (solo en casos muy indicados, pues puede empeorar el cuadro), etc.
Lamentablemente es necesario comentar que no existe una pauta fija protocolizada para abordar el tratamiento de este síndrome, esencialmente por la variabilidad de formas de presentación y su complejidad, ya que en algunos casos pese a una correcta aplicación de la escalada terapéutica la evolución es tórpida.
http://groups.msn.com/distrofiasimpaticorefleja
http://www.institutferran.org/dsr.htm
El grado de discapacidad otorgado por este diagnostico varía de país en país de acuerdo al Baremos (libro con escalas de incapacidad laborativa)que usen.
La información que he compartido, sólo complementa tu consulta a un profesional. Realiza una consulta con un traumatologo/ Fisiatra o Reumatólogo (las tres especialidades manejan la patología) de tu confianza.
Un saludo cordial
Norma
Gracias Norma por tu comentario aunque esto más o menos ya lo había leído en internet, porque paso mucho tiempo informándome sobre esto, ya que me preocupa. De todas maneras te agradezco tu interés, Gracias de nuev o.Un saludo.
Añade un comentario a esta respuesta
1
Respuesta de

Sufrí Sudek (algoneurodistrofia) tras una fractura múltiple en las dos manos. Sólo me ocurrió en la mano izquierda.

Se trata y se cura dependiendo del momento del diagnóstico. Cuanto antes empieza el tratamiento mejores espectativas tendrás. En mi caso, tardé 18 meses en recuperar el máximo de la movilidad. Me dieron una indemnización por invalidez parcial, pero he seguido ejercitando y trabajando y he mejorado aún más hasta el punto que he podido volver a tocar la guitarra sin problemas mayores.

Te recomiendo mucha constancia con el tratamiento y mucha paciencia. y sobre todo no desfallecer. La depresión es el peor enemigo de la recuperación de Sudek.

Al principio me dieron Alendronato. También mucho calcio, antidepresores y tratamientos de baños escoceses y de parafina tres veces al día. Ejercicios cada tres horas con una especie de plastilinas de diferentes densidades. A partir de un momento también me pusieron un extensor para uno de los dedos que se había quedado rígido en una posición un poco doblada.

Es incómodo, dolorosísimo, pesado de recuperar, pero si te han diagnosticado a tiempo y te lo tomas en serio recuperarás completamente. La gente que conozco que no ha logrado éxito en su recuperación es porque han abandonado la disciplina del tratamiento rehabilitador y se han rendido antes de tiempo.

Ànimo. Merece la pena.

Añade un comentario a esta respuesta
Añade tu respuesta
Haz clic para o
Escribe tu mensaje
¿No es la respuesta que estabas buscando? Puedes explorar otras preguntas del tema Neurología o hacer tu propia pregunta: