Tengo una hija de tres años y todo un futuro con ella por delante. Entonces, ¿Porque estoy vacía?

Hola quiero compartir contigo una inquietud.
Soy madre y estoy muy feliz en esta etapa de mi vida criando a mi hija. Pero tengo dentro una cosita que no todo el mundo lo entiende. Ahí va.
Mi niña es pequeñita de 3 años y todavía tenemos todo un camino que andar, aconsejar, enseñarle límites, ayudarle en sus momentos dulces y no tan dulces, etc lo que todo padre quiere hacer con sus hijos. Y no te puedes imaginar como ha colmado de felicidad mi vida.
A nivel personal a pesar de tener objetivos como mejorar el empleo, mejorar en mis aficiones como tocando el piano, ser mejor cocinera, etc. Me siento vacía; como un viejo que ya ha hecho todo en la vida y solo le queda morir. Creo que esa es la sensación por dentro cuando estoy sola.
Quizá el problema es que estos objetivos que me marco no son tan accesibles a corto plazo como estaba acostumbrada hasta ahora, que eran superar un curso, encontrar trabajo, aprobar un examen y el siguiente, etc. O tal vez sea un problema de depresión.
Tu que opinas
1

1 Respuesta

366.925 pts. Espiritualidad, Relaciones Humanas, Dirección de...
Apreciada kukix16:
Ánimo!. Te puedes curar fácilmente !.
Tienes un problema de amor hacia ti misma, de autoestima. Ya tenemos una ventaja. Lo hemos detectado, y ahora será muy fácil que lo llegues a superar.
Por tanto, tenemos que aprender a amarnos a nosotros mismos.
Lo primero es NO CULPABILIZARTE DE TU PASADO. El pasado ya se fue, ya no existe. Da gracias a Dios de haberlo vivido y de poder sacar experiencias de él para AHORA. Si tu pasado fue duro, ahora puedes ser más fuerte y tener una experiencia valiosísima.
No te preocupes por EL FUTURO. Vive al día. Haz las cosas con tu mejor intención. Si no salen como tu quisieras, acéptalo. No tienes tu la culpa. Las personas reaccionamos a veces mal. Tú sigue haciendo el bien.
Aprende a CONTROLAR TU PENSAMIENTO. Cuando percibas que te estás diciendo a ti mismo: "Fracasarás" "Eres una inútil" y cosas por el estilo, piensa. Estoy haciéndolo mal. Lo que sí es ahora un fracaso es estar pensando eso. Piensa en algo que te guste: una canción, una puesta de sol, una sonrisa que te dio una persona, el interés de que seas feliz del que esto te escribe, o otra cosa parecida.
Acéptate como eres. Guapa o fea, lista o tonta, rica o pobre. Mira lo que tienes, no lo que te falta cuando te comparas con los demás. Puedes andar, reír, escribir, ver con tus ojos, comer y beber cuando quieres. Piensa que hay muchos seres humanos en el mundo que no tienen esas cosas que tu sí tienes, y se esfuerzan por sobrevivir y ser felices.
Intenta no ponerte demasiadas obligaciones. Haz cosas durante el día, pero bien hechas, perfectamente hechas. Cada cosa que hagas piensa que es como si no existiera otra cosa para hacer en el mundo. Disfruta de lo que haces. Esa es la clave.
Otra cosa, no te compares con nadie. Vive TU VIDA. No quieras parecerte ni tomar modelo de lo que le pasa a este o al otro. Tú eres único e irrepetible y tienes que aprender a darte satisfacción, a conocerte y a respetarte a ti mismo. Si los demás tienen problemas, tú procura ser consciente que su tristeza te puede arrastrar a ti.
Para ello, recobra energía disfrutando de tu vida, respirando, paseando al aire libre en la montaña o junto el mar.
Intenta no observarte demasiado. Si te tienes como protagonista "estelar" de tu vida no podrás dedicar suficientemente a los demás (eso me pasó a mí también durante algunos años en que viví solo).
La mejor solución para el problema que notas ahora es LLENAR TU VIDA DE HECHOS DE AMOR Y DE SERVICIO PARA LOS DEMÁS.
Sí, hay muchas personas que pasan a diario en tu camino que necesitan de ti, de una sonrisa, de que les escuches, de que valores sus trabajos o esfuerzos. ¿Qué te impide esforzarte para hacerles la vida más agradable?. Así, cuando llegue al final del día te vendrán pensamientos de esas personas contentas, llenas de energía que les has comunicado tú, y verás que eso es muy contagioso (pues te lo pasas muy bien). Estarás pensando qué y cómo actuar mañana, la semana que viene, etc.
Tienes que vivir una vida que te satisfaga a ti. No dejes pasar los días uno detrás de otro sin ningún sentido. Cuenta los días de tu vida por las buenas obras que has hecho en cada uno de ellos. Si algún día no has hecho nada positivo por los demás, considéralo un día perdido.
En cuanto a las pastillas, yo no creo mucho en ellas. La fuerza está en ti, en tu mente. Conozco a personas que tomaban seis pastillas diarias contra diversas dolencias de su espíritu que se han recuperado tomando una infusión de manzanilla por las mañanas y una infusión de cola de caballo con miel por las noches.
Hazte un plan de vida, un horario, y cúmplelo, por ejemplo:
7. 00 Levantarse y aseo
7. 45 Lectura, meditación o paseo
8. 15 Desayuno
9 a 13 trabajo
13 a 14 almuerzo
14 a 18 trabajo
18 a 20 tiempo libre
20 a 21 cena
21 a 22 Formación, lectura
22 a 23 aseo.
23 Descanso.
No quieras hacer muchas cosas. Ves haciendo las que puedas, pero cuando cojas una cosa entre manos intenta hacerla perfectamente, como si fuera la única cosa que pudieras hacer en tu vida. Sé útil a los demás no te encierres en ti mismo, ayuda a la gente que te rodea en tu familia, en tu trabajo en tus ratos con amigos. Hazles la vida sencilla, que no se tengan que preocupar por ti. Que después de estar contigo "noten" que han recibido energía, que se sienten mejor. Esa tendría que ser la motivación principal de tu vida, lo demás es relativo y menos importante.
Procura también alimentarte correctamente, tomar alimentos sanos y que sabes que te convienen, cuida a tu cuerpo y a tu persona. Respeta las necesidades del sueño. No tomes drogas, ni fumes ni alcohol ni nada de eso. Procura aprender a respirar bien, capta la energía de lo que te rodea, deja que te lleguen los rayos del sol, las partículas de aire que te dan la vida que necesitas para respirar. Haz buenas obras de las que tu sabes que puedes hacer. Si algo sale mal, ten paciencia contigo mismo, no te martirices, amate a ti mismo.
Si te gusta leer puedes hacerlo con el libro PARA SALVARTE del padre Jorge Loring. También lee algún libro de la Madre Teresa de Calcuta, y te enterarás de lo que es el amor. El amor es la fuerza que gobierna el universo. Puedes consultar sobre el padre Loring en y en www.arconet.es/loring. También está muy bien la página www.interrogantes.net que tiene muchas cosas sobre carácter y mejora personal, autoestima, relaciones con los demás, etc.
Un saludo.
Me ha encantado leerte, pero pienso como voy a hacer tantas cosas si estoy agotada. Me siento muy inactiva y no se como superar esa pereza.
Con respecto al orden que me has impuesto me sosiega mucho y me encantaría disfrutar de ese tiempo de lectura y estudio pero las tareas del hogar alguien tiene que hacerlas y con el cansancio físico y psícico que tengo me resulta muy costoso concentrarme a las noches.
Lee despacio lo que te he enviado y haz lo que puedas. Debes de ser muy requetefeliz y disfrutar de las cosas buenas que tienes y que es posible que no valores convenientemente.

Añade tu respuesta

Haz clic para o

Más respuestas relacionadas