¿Puede un trabajo de magia anularte como persona?

Hola, hay alguna manera de cambiar a través (perdonen mi ignorancia) de artes, brujería... No se, de cambiar a una persona, asta el punto de anularla como persona, me explico.
Tengo un amigo que tenia un carácter fuerte, se enfadaba, gritaba, no era mala persona, pero tenia un carácter gritón, en los bares con los compañeros, si no le parecía algo bien se quejaba, se podía hablar con él, eso si, pero era una persona que se irritaba, entraba en las comversaciones, se expresaba... Hace poco volví a verle y le encontré muy cambiado, ya no habla apenas, todo le da igual, ya no te discute porque ya no es la misma persona que era, agacha la cabeza y está como ausente todo el rato, su madre me explico que al poco de casarse empezó a cambiar, ha ido al médico pero no le encontraron nada, su mujer dice que a ella le encanta el cambio porque ya no le hace pasar vergüenza, pero parece un gato de compañía.
Mi pregunta es:¿Puede un trabajo de magia o hierbas o algo, producir un cambio así? Gracias.
1

1 respuesta

Respuesta
1
Estimada amiga: Las fuerzas del mal ya no se acercan a un bar a buscar adeptos, saben que quienes están encadenados a dichos males ya el demonio los tiene seguros. Las maldiciones existen y son enviadas por los servidores del diablo a petición de alguien y por intermediación de un brujo, vidente, espiritista... como se quieran llamar. Quienes hacen esto, quien lo pidió y esos demonios que interactúan para hacer dichos daños tendrán su castigo eterno, ni lo dudes. Sin embargo la persona que lucha por recibir sus sacramentos y lleva una vida en batalla espiritual por estar en gracia de Dios cada segundo de su vida y sobre todo participando de su Eucaristía semanal se vuelve intocable e inalcanzable para dichos demonios. Es posible que el Sacramento del Matrimonio es el estandarte diario de este amigo y quien posiblemente este en conversión, dijo Jesús, ama a tu enemigo... por que no tiene ninguna gracia amar solo a quien te ama, amar al enemigo implica perdonar y un sin fin de actitudes para comprender y amar. A los demonios que son nuestros enemigos, a ellos si no hay que amar para nada. Saludos y Dios te ilumine.

Añade tu respuesta

Haz clic para o

Más respuestas relacionadas