Hipoteca privativa ante divorcio

Estoy casado en régimen de gananciales y tengo una hipoteca por un piso comprado antes del matrimonio, de la que ya tenía una parte pagada antes de la boda. Por tanto entiendo que la propiedad del piso es privativo mío. Estamos viviendo en ese piso desde que nos casamos.
Desde la boda he seguido pagando la hipoteca de mi nómina, mi pareja no ha aportado nada ni ha trabajado nunca, pero según todas las normas esos pagos forman parte de los gananciales, de forma que si se disolviera la sociedad de gananciales debería reembolsarle la mitad de dichospagos.
Mi pregunta es si existe alguna forma de que, aunque sea sin carácter retroactivo (si lo fuera mejor), los pagos que haga de la hipoteca se consideren también privativos y no se consideren gananciales. Se me ocurren varias formas, pero no se si son posibles:
1) abrirme una cuenta exclusiva mía (ahora lo hacemos todos los ingresos y gastos desde una cuenta común, aunque sólo yo aporto ingresos) en la que ingresar mi nómina y hacer los pagos de la hipoteca, para que conste que solo se paga de mis ingresos;
2) hacer ante notario algún documento donde mi pareja y yo reconozcamos que el origen de los pagos son privativos y que en caso de disolución no me podrá reclamar nada;
3) hacer capitulaciones matrimoniales para cambiar a separación de bienes y justificar de alguna de las formas anteriores el pago privativo de la hipoteca, etc.
¿Es posible y sería válido ante un juez en caso de divorcio alguna de estas formas?
Gracias y un saludo

0

Añade tu respuesta

Haz clic para o
El autor de la pregunta ya no la sigue por lo que es posible que no reciba tu respuesta.