Cría de agapornis

Hola hura, tengo una cría de agapornis de más o menos un mes de vida.
No me pide comida, no Pia, y no se mueve mucho, la he comprado hoy, no parece estar débil, cuando le doy de comer me cuesta mucho(papilla)ademas sacude la cabeza y derrama casi todo con lo que le queda en el pico lo que hace es estarse un buen rato moviendo el pico y haciendo ruiditos que parecen hechos por la nariz, ¿qué crees que es? Puedes darme algún consejo.
Con respecto a la papilla, no se si debo hacerla muy líquida o más espesa como por ejemplo un yogur movido con la cucharilla, podrías decirme con un ejemplo como debe de estar la papilla
gracias
1

1 respuesta

Respuesta
1
Desde lejos poco puedo ayudarte, y eso que comentas que la pobre cría apenas se mueve, me da mala espina. Tal vez esté enferma. De todos modos, voy a darte unos consejos que ya he dado con anterioridad. Perdona que "copie y pegue" pero es un texto largo. Sólo espero que te sea de utilidad.
"Las crías deben ser alimentadas cada dos o tres horas, las 24 horas del día, incluyendo las noches, por lo que habrás de levantarte varias veces por la noche, y no dejarla sola durante el resto del día. En internet y tiendas especializadas puedes encontrar una papilla especial para alimentar los pichones de loro. NO me refiero a la pasta de cría, que es una mezcla de bizcocho y yema de huevo, sino a una verdadera papilla para loros, con todo aquello que una cría necesita. Si decides preparar tú mismo la papilla, éstos son las proporciones: el 15% de la ración de estar compuesto por proteínas, que se pueden obtener de carne liofilizada, harinas de cereales, homogeneizados para niños, huevo, etc. El 20 % de la ración debe ser fruta fresca y verdura rallada o batida. Las grasas no deben superar el 13% y se pueden obtener del huevo duro y de semillas oleaginosas pulverizadas. La ración debe completarse con polivitamínicos que contengan sobre todo, vitaminas de los grupos A, B y C, así como complejos de sales minerales. Y debe suministrarse agua hasta la obtención de la densidad necesaria (mejor si se añade un poco de miel al agua). Durante los primeros días la papilla debe ser más líquida que al final de la crianza, y debe estar caliente, pero NO quemando. Esta es la papilla que usan algunos criadores: consistencia de yogur o ligeramente más líquida, papilla homogénea sin grumos. Los ingredientes: 50 % de agua con una cucharada de miel deshecha, 20 % de mezcla de harina de cereales para niños, 20 % de fruta fresca batida (manzana, papaya, plátano, kiwi), 8% de zanahorias ralladas, 2% de complejos vitamínicos e integradores. Se le suminastrará mediante una jeringa SIN aguja.
Después de las primera cuatro semanas se les suministrará otro tipo de papilla, con consistencia cremosa, homogénea y sin grumos, y estará compuesta de: 40 % de agua con una cucharada de miel deshecha, 20 % de mezcla de harina de cereales para niños, 20 % de fruta batida (manzana, papaya, plátano, kiwi), 10 % de semillas mixtas sin cáscara y cocidas, 8 % de zanahorias ralladas, 2 % de complejos vitamínicos e integradores. Cuando los polluelos ya han crecido darle la papilla con cuchara, para de ese modo ir proporcionándole trocitos más duros, habituando gradualmente al polluelo a pasar del alimento del destete a la alimentación del adulto. A medida que vayan creciendo, comenzar a completar la ración con pedacitos de alimento sólido suministrado aparte (trocitos de fruta, pedacitos de zanahorias, un dulce de vez en cuando). Sin embargo la ración deberá ser blanda hasta el destete.
Después de cada toma, el polluelo debe ser limpiado con cuidado. Tienen que estar en todo momento protegidos del frío, bien mediante un ambiente caldeado o mediante algún trapo que los aísle del ambiente externo. Así mismo el nido debe estar en todo momento caldeado para evitar enfriamentos mortales, bajo una fuente de calor, que mantenga al polluelo a una temperatura entre los 32 y los 36 C. Los nidos estarán rellenos de tiras de papel de embalar o periódico que se cambiarán a diario para evitar enfermedades. La frecuencia de la alimentación será de cada hora en los primeros días, para pasar, una semana después, cada dos horas. A la tercera semana, podremos pasar a una alimentación cada tres horas. Esto debe verse según las necesidades del polluelo. Cuando tiene el buche vacío o tiene hambre, pide comida. El buche NUNCA debe llenarse hasta arriba, para evitar que se sobrecargue. Deja siempre una mínima porción sin llenar. Y proporciona la siguiente toma, cuando todo el alimento de la anterior haya sido digerido. No sólo debes regirte por el reloj, sino también por el sentido común. Aliméntalo cada vez que el buche esté vacío, proporciona alimento de consistencia cada vez más cremosa según vaya creciendo el polluelo, mantener al polluelo a una temperatura nunca inferior a los 32 C ni superior a los 36 -38 C, la papilla debe suministrarse a una temperatura entre 35 y 45 C. Si sobrepasa los 50 C el buche se quema y el polluelo muere. Mantén al polluelo en un ambiente sano e higiénico y verifica que las heces son siempre normales, ni demasiado secas ni demasiado líquidas.
Si el polluelo va creciendo, significará que lo estás haciendo bien. "
Siento no serte de más ayuda. Y te deseo mucha suerte.

Añade tu respuesta

Haz clic para o

Más respuestas relacionadas