¿Mi hija se porta muy grosera conmigo que puedo hacer?

Bueno para empezar tengo 23anos y mi hija tiene 3 soy mama soltera y empecé a trabajar más y casi no la veo pero cuando estamos juntas un rato se porta muy bien y tierna pero en otros es muy grosera y berrinchuda y pues yo me desespero mucho que puedo hacer para mejorar mi relación con ella
Y por otro lado mi mama que es la que me cuida ala nina cuando sale de la guardería también se pone muy mal conmigo no me deja salir con amigos y ni a platicar claro que esto ya es cuando mi hija esta dormida y no muy noche pero aun así se molesta casi que me lo proibe y siento que consiente mucho a mi hija y la verdad en las mañanas batallo mucho para vestirla y llevarla a la escuela y es que con mi mama no se duerme sino asta las 9 9:30 0 10 dice mi mama que por estar esperándome y pues no me gusta esta situación por favor ayudame.

1 respuesta

1
Respuesta de
Mi consejo para ti es más como madre que como psicóloga, dale tiempo de calidad a tu bebé, ahora que tu hija es pequeña necesita de todo el tiempo en que no estés trabajando, después crecerá y ya no querrá estar contigo.
A los bebés les gusta dormir al lado de su madre, es algo natural, se llama colecho, pon su cuna junto a tu cama, o duerman en la misma camita juntas, si siente tu presencia dormirá mejor y despertará de mejor humor. Es lo que te esta pidiendo con sus berrinches y trato agresivo, te esta pidiendo a gritos atención. Eres joven y no pierdes nada dándole unos años de tu vida, a lo más preciado que tienes, ya tendrás miles de horas libres cuando tu hija sea mayor, será entonces que tu le pedirás que te dedique tiempo.
En cuanto a tus discusiones con tu madre, recuerda que la responsable de tu hija eres tu y no ella, así que al pedirle que te ayude y apoye te obligas a escucharla y atender a lo que te pide.
Si crees que la consciente o no te gusta como la cuida, busca a alguien más que lo haga, no puedes pedirle a ella que cambie, por que volvemos al mismo punto, la responsable de tu hija eres tu y no ella. Al aceptar su ayuda aceptas acatar sus reglas, o no pretenderás decirle como quieres que cuide a tu hija, si tu no te haces cargo primero.
Tal vez mi franqueza no te parezca, pero es una verdad ser madre es un don, un privilegio y hay que hacerlo dando lo mejor de nosotras, sacrificándonos como personas por un pequeño lapso en lo que nuestros hermosos bebés se vuelven hombres y mujeres de bien, después tendremos mucho tiempo libre para realizarnos de forma personal.
Añade un comentario a esta respuesta
Añade tu respuesta
Haz clic para o
Escribe tu mensaje